• Los 10 balones de oro más polémicos de la historia

    Marca.com repasa todos los ganadores del premio que reconoce al mejor del mundo


  • 10. Johan Cruyff (1974)
    El Mundial de aquel año marcó el galardón. Dejó como máximos aspirantes a las dos grandes estrellas de Alemania y Holanda, las selecciones finalistas. Cruyff se impuso a Franz Beckenbauer en una apretada elección. Apenas le separaron 11 votos. El gran juego de la 'naranja mecánica' ganó más adeptos que la solidez del equipo que resultó campeón.

    9. Pelé (2013)
    La verdadera injusticia es que, por la propia de definición del premio en sus inicios, jugadores como Pelé nunca optaron a ganarlo. La FIFA le entregó un Balón de Oro honorífico como reconocimiento al que está considerado uno de los cuatro grandes futbolistas de la historia.

    8. Flórián Albert (1967)
    La sensación de cierta injusticia creció con el tiempo. Ya sorprendió entonces que un jugador como Albert lograse el trofeo presentando como méritos la liga húngara y los 28 goles que consiguió en ella. Los más críticos con esta decisión señalaron a Bobby Charlton como la gran estrella del fútbol europeo en ese momento.

    7. Matthias Sammer (1996)
    Superó por un punto al increíble Ronaldo, a quien le bastaron unos meses en el Barcelona para deslumbrar al mundo y presentarse como un delantero único. Sammer presentó como aval la Champions League conseguida con el Borussia Dortmund.

    6. Igor Belanov (1986)
    Esta elección fue llamativa porque corresponde a la de un futbolista cuya carrera no resultó brillante en líneas generales. Algunas voces apuntaron a Lineker -pichichi del Mundial y de la liga inglesa- o Butragueño -campeón de Liga, de la UEFA y una histórica actuación en Querétaro, ante Dinamarca, durante el Mundial- como merecedores reales del premio. Belanov contó con la Recopa con el Dinamo de Kiev como mayor logro.

    5. Pavel Nevdev (2003)
    La crítica considera que Thierry Henry fue el mejor. Sin embargo; el Balón de Oro premió a un jugador de 31 años que había ganado la Serie A y alcanzado la final de la Champions League con la Juventus. Puede que al jurado le supieran a poco las elegantes prestaciones del delantero francés en la Premier, en donde ya apuntaba como el gran goleador que fue.

    4. Andriy Shevchenko (2004)
    Los números lo dicen todo. Shevchenko se apuntó la Serie A con el Milan logrando 14 goles. El portugués Deco se hizo con la Liga portuguesa, la Supercopa, la Champions League y la Intercontinental con el Oporto, además del subcampeonato de Europa con Portugal.

    3. Lionel Messi (2010)
    "No esperaba ganarlo hoy", dijo Messi al recoger el Balón de Oro. Todo el mundo pensaba que saldría premiado un jugador español. Iniesta y Xavi, campeones del mundo con España y de casi todo con el Barcelona, se tuvieron que conformar con los dos escalones más bajos del podio.

    2. Fabio Cannavaro (2006)
    Italia ganó la Copa del Mundo de ese año y uno de sus jugadores resultó el vencedor del premio al mejor jugador. Recayó por primera vez en un defensa puro cuando algunos consideraban que Buffon lo habría merecido más. Otros preferían a Henry, que había destacado en la final de la Copa de Europa que perdió el Arsenal con el Barcelona, conseguido el pichichi de la Premier y jugado la final del Mundial.

    1. Michael Owen (2001)
    Quienes discuten los méritos del delantero inglés -campeón de la UEFA, Copa de la Liga, FA Cup o Supercopa de Europa- defienden los que hizo Raúl. El '7' del Real Madrid venía de ganar dos copas de Europa en tres años, alcanzó las semifinales de ese año y levantó una nueva Liga. Le achacaron que no había hecho nada con su selección. Owen, tampoco.

    Ayúdanos a seguir curioseando.

    Con vuestros donativos podremos seguir compartiendo biografías y curiosidades. ¡Muchas gracias!