Muchos lo consideran El Rey del Soul -título que comparte con Otis Redding- por haber logrado una treintena de hits entre 1957 y 1965.




Fue uno de los ocho hijos de Annie Mae y el reverendo Charles Cook, ministro de la iglesia evangélica. En 1933 toda la familia se trasladó a Chicago.

En su infancia comenzó su carrera musical dentro de un cuarteto junto a sus hermanos, llamado The Singing Children, pasando más tarde, ya en su juventud, a formar parte del grupo de gospel Highway QCs. En 1950, con tan sólo 19 años, entró como miembro de The Soul Stirrers, ganando gran fama dentro de las audiencias del gospel.

Su primer éxito dentro de la música popular llegó con Lovable en 1956, editado bajo el alias de Dale Cooke, para no perder así audiencia gospel, pues este público era reticente a que los cantantes interpretasen música profana. Pero el alias no logró esconder su distintiva voz. Art Rupe, uno de los máximos dirigentes de Specialty Records, discográfica con la que grababan The Soul Stirrers, le incitó para que comenzara a grabar música secular bajó su nombre. En un principio Art Rupe quería hacer para Sam un sonido similar al de otros artistas del sello, como Little Richard. Pero esta idea cambió cuando un día Rupe entró a los estudios y escuchó a Cooke haciendo una versión propia de un tema de Gershwin. Rupe no estaba en sintonía con la música que Sam y su productor Bumps Blackwell querían hacer, por lo que se marcharon de la discográfica; firmando contrato en 1957 con Keen Records. Su primera grabación fue You send me, que se mantuvo durante seis semanas en el número uno de Billboard de R&B, y durante tres en el de pop.

Con el gran éxito cosechado y la fama ganada gracias al escribir sus propios temas, algo no muy usual en un cantante de R&B de su época, pudo continuar su éxito en la década de 1960, fundando su propia empresa discográfica, SAR Records, en la cual pronto comenzaron a grabar The Simms Twins, The Valentinos, Bobby Womack y Johnnie Taylor.

Más tarde creó una empresa de mánagers, y abandonó su discográfica para firmar contrato con RCA Victor. Uno de sus primeros éxitos dentro de este sello fue Chain Gang, el cual rozó el segundo puesto de las listas de pop. A este le siguieron hits como Sad Mood, Bring it on Home to Me (con Lou Rawls en los coros), Another Saturday Night y Twistin the Night Away. En 1963 grabó el álbum Night beat con tendencia hacia el blues. En este tiempo ya había dado a la música muchos temas indispensables dentro del género. Sam Cooke murió asesinado en situaciones extrañas, por la encargada de un hotel, cuando aparentemente lo confundió con un asaltante. Otra versión que es quizá la más cercana a la realidad, por ser negro y haber entrado a ese hotel, cuando todavía los derechos humanos no eran aplicados en Estados Unidos.

Tras su muerte surgieron grabaciones como A change is gonna come, una de las primeras canciones protesta, y la cual está considerada como una de sus mejores composiciones.

Tras la muerte de Cooke, su viuda Barbara Cooke, se casó con Bobby Womack, y más tarde su hijastra Linda lo haría con el hermano de este, Cecil Womack.

En 1986 pasó a ser miembro del Salón de la Fama del Rock, siendo así ratificado como uno de los músicos más influyentes de la música moderna.

Rod Stewart siempre afirmó que Cooke influyó muchísimo en su música y en su persona, es más, lo homenajeó en 1995 con la canción "Sam, Muddy & Ottis" ; grabó "You Send Me" , "Bring it on Home to me" , "Twistin' the Night Away" , "Having a Party" y el 27 de octubre de 2009 editó el disco Soulbook con una moderna versión del tema "Wonderful World".

Está enterrado en el Forest Lawn Memorial Park Cemetery en Glendale, California.

Tiene una estrella en el lado norte, 7051 de Hollywood Boulevard.

Muerte



El día 11 de diciembre de 1964, Sam Cooke murió acribillado a balazos por la dueña de un motel (Bertha Franklin) a quien supuestamente intentó atacar mientras iba semidesnudo. Más tarde la mujer declaró que el artista había violado a una muchacha. No se quiso dar mayor revuelo al incidente, por lo que no se inició una investigación formal de lo sucedido (ya que Sam Cooke estaba casado y tenía hijos) acabando todo en un veredicto de homicidio justificado. Hasta hoy el caso siembra dudas. Resulta especialmente intrigante que, con 33 años y una apariencia física que exaltaba a las jóvenes del momento, el cantante intentase forzar a una mujer mayor. No obstante, se ha planteado una hipótesis bastante convincente a lo sucedido: no cabe duda que Sam Cooke acudió la noche citada al Hacienda Motel, en Los Ángeles, acompañado por Elisa Boyer, una joven de 21 años que acababa de conocer en un club. Sam había actuado horas atrás en la ciudad y posteriormente fue a celebrar. La pareja se registró como Mr. y Mrs. Cooke. Según una versión alternativa, la chica escapó tiempo después con unos 5 mil dólares que el cantante llevaba consigo y, para evitar que Cooke la siguiera, se llevó su ropa. No obstante, el artista salió tras ella -vestido con chaqueta y un zapato- hasta recepción, donde Bertha Franklin, la dueña, le disparó sin consideración en tres ocasiones con una 22 milímetros, seguramente aterrada al ver en plena noche a un individuo alto, desnudo y corriendo hacia ella.

Otra tesis vincula su asesinato con un plan organizado por el movimiento segregacionista blanco Ku Klux Klan. Este argumento adquiere cierta lógica teniendo en cuenta que la víctima era una celebridad de raza negra y además dueño de una fortuna, motivos suficientes para que el grupo racista pensara en deshacerse de él.


Síguenos en Facebook.

Dale a me gusta y no te pierdas las biografías y curiosidades diarias que se publican en esCuriosity. ¡Muchas gracias!

Ayúdanos a seguir curioseando.

Con vuestros donativos podremos seguir compartiendo biografías y curiosidades. ¡Muchas gracias!


Otras Biografías