"No existe otro clima o suelo como el de Arizona. Es mi tierra, mi casa, la tierra de mi padre, a la que ahora no me dejan volver."


Historia

Gerónimo, hijo de Hermenegildo Monteso y Catalina Chagori, fue bautizado el primero de junio de 1829, en la parroquia de la Asunción de María, en Arizpe, Sonora, lugar donde nació.
En el año 1858 las tropas del gobernador militar de Sonora asesinaron a su esposa, a sus tres hijos y a su madre. Gerónimo juró entonces vengarse y se asoció con Cochise, el jefe de los apaches chiricahua. Juntos atacaron Sonora, donde murieron numerosos soldados enemigos. En los años siguientes se sucedieron los ataques a diversas ciudades mexicanas.

Al morir Cochise, su hijo, Naiche, proclamó a Gerónimo jefe de la tribu. No obstante, en 1876 se le obligó a ingresar en una reserva india. Gerónimo rechazó permanecer en ese pedazo de tierra árido y se marchó a México en 1885, acompañado de un grupo de guerreros entre los que estaban Chihuahua Mangas (hijo de Mangas Coloradas) y Nachez. A partir de entonces, iba y venía entre ambos lugares, arengando a su gente para que no aceptaran estar confinados en una reserva y vivir como prisioneros.

En 1886, después de una fuga más de Gerónimo, en esta ocasión junto a aproximadamente una treintena de apaches más, se dio la orden de búsqueda y captura contra Gerónimo, enviándose 5000 soldados (la tercera parte del Ejército estadounidense de la época) y ofreciéndose una recompensa de 2000 dólares estadounidenses.

Gerónimo fue encontrado en la Sierra Madre y decidió entregarse. Mientras los apaches (tanto seguidores de Gerónimo como los que sirvieron al ejército estadounidense) fueron enviados al fuerte Marion, en Florida, EE. UU., en donde las condiciones causaron numerosas muertes por enfermedades, Gerónimo fue recluido en la prisión de Fronteras (Sonora), en donde se conservan valiosos recuerdos en el museo que hoy lleva su nombre, donde permaneció tres años. Transcurrido este tiempo, fue trasladado a una reserva india en Oklahoma, sin que tuviese la ocasión de ver de nuevo a su pueblo. Allí pasó los últimos años de su vida, en los que fue lo que se llamaba por aquel entonces un «indio ejemplar», participando en un desfile presidencial y en la Exposición Universal de San Luis (1904). Murió a los 79 años de edad.


Grito

En muchas películas y series de televisión los personajes que se avientan en caída libre suelen gritar su nombre como forma de adquirir valentía ante el salto. La costumbre ha terminado trascendiendo para el lenguaje coloquial en general y para cualquier situación físicamente arriesgada, con saltos o no. Según la versión más difundida, la expresión nació en 1940 en el seno de un regimiento estadounidense de paracaidistas que estaba entrenando, los cuales habrían visto juntos una película sobre el apache poco antes de realizar sus primeros saltos.


Síguenos en Facebook.

Dale a me gusta y no te pierdas las biografías y curiosidades diarias que se publican en esCuriosity. ¡Muchas gracias!

Ayúdanos a seguir curioseando.

Con vuestros donativos podremos seguir compartiendo biografías y curiosidades. ¡Muchas gracias!


Otras Biografías