“Todos los días aparece algún hombre calvo que me agradece que haya dignificado su alopecia.”


Primeros años

Willis nació en Idar-Oberstein, Alemania Occidental, hijo de Marlene, una alemana nacida en Kassel y que trabajaba en un banco, y David Willis, un soldado estadounidense. Es el mayor de cuatro hermanos: Florence, David y Robert —este último murió de cáncer de páncreas en 2001, a la edad de 42 años—. Tras abandonar el ejército en 1957, el padre de Willis llevó a su familia de una base militar alemana donde radicaban al asentamiento Carneys Point, Nueva Jersey, donde consiguió empleos como soldador y trabajador en una fábrica. Para entonces, Bruce Willis contaba apenas dos años de edad. Tiempo después, en 1972, período en que Willis era un adolescente y vivía en Penns Grove, Nueva Jersey, sus padres se divorciaron. En esas mismas fechas, inició sus estudios de secundaria en Penns Grove High School, donde padeció problemas de tartamudez y recibió por parte de sus compañeros de clase el apodo Buck-Buck debido a ello. El escritor británico John Parker, en su libro Bruce Willis: The Unauthorized Biography (1997), menciona que Willis recurrió, aconsejado por su profesor de teatro en la escuela Jerry Rockwood, a una especie de «ejercicios» para fortalecer su confianza, impartidos por un especialista escolar en el habla, y fue así como perdió su tartamudez. Según el propio Willis (tal y como aparece citado en la obra mencionada): «Casi no podía hablar. Me tomaba tres minutos completar una sola oración. Era algo abrumador para alguien que quería expresarse ante los demás y que quería ser escuchado pero que simplemente no podía. Era espantoso. No fue sino cuando asumí el rol de un personaje, en una obra de teatro, cuando perdí el balbuceo. Fue fenomenal».

Sobre este difícil aspecto de su vida, el libro Bruce Willis: Overcoming Adversity (2001), escrito por Sandy Asirvatham, hace mención de que Willis se mostraba a veces renuente a dialogar sobre su infancia en algunas entrevistas, puesto que dicha etapa había sido dolorosa para él. Parker detalla en su libro que, para Willis, una solución primeriza para lidiar con su balbuceo fue convertirse en el joven bromista de su escuela; en esta misma obra, un profesor de la secundaria Penns Grove añade que «para cuando la mayoría de los chicos estaba encontrando su identidad, Willis pasaba por un período difícil. El balbuceo era un problema así que, al final, decidió compensarlo haciéndole travesuras a los demás». Tras superar su problema de tartamudez, comenzó a aparecer en pequeños roles hasta convertirse en el presidente del club de teatro y del consejo estudiantil, en 1971. Si bien Willis recurrió a las obras escolares para superar su problema de tartamudez, no consideraba aún convertirse en un actor. En 1972 se inscribió en las clases de lucha de su escuela, en donde poco después se habría de desgarrar el hombro y, a raíz de ello, le quedaría una cicatriz. Tan sólo un año después, a sus 18 años de edad, fue suspendido por un período de tres meses de la Penns Grove High School, tras involucrarse en lo que conocían entre la comunidad estudiantil como «el motín anual».

Una vez que se graduó de la Penns Grove High School, en 1973, Willis consiguió un empleo en la fábrica DuPont Chambers Works, ubicada en Deepwater, Nueva Jersey.19 No obstante, renunció después de que uno de sus colegas murió en el área de trabajo, y visitó con cierta regularidad bares de la región a partir de dicho suceso, donde empezó también a tocar la armónica junto con una banda de R&B denominada Loose Goose. Meses después fue contratado como vigilante de seguridad en la planta de energía nuclear Salem, la cual se hallaba en plena construcción para entonces.

Regresó a la actuación tras desempeñarse brevemente como investigador privado, rol que habría de interpretar en la serie de televisión Luz de luna y en la cinta El último boy scout (1991). Cursó sus estudios universitarios en la Universidad de Montclair al afiliarse a un programa de drama y comenzó a interesarse un poco más en la actuación. Ahí, resultó elegido en la producción de La gata sobre el tejado de zinc, donde elogiaron su interpretación. Incluso se tiene conocimiento de que Willis estudió con la conocida profesora Stella Adler. Tres años después, en 1977, decidió dejar sus estudios universitarios para mudarse a la ciudad de Nueva York —donde consiguió un departamento que compartió con la actriz Linda Fiorentino— y poco después establecerse en el barrio Hell's Kitchen de Manhattan, Nueva York. Respecto a lo anterior, el actor comentó: «Un certificado escolar es sólo un trofeo. Tengo algunos trofeos de bolos que creo que son igual de valiosos que los diplomas».

Para subsistir económicamente, el actor volvió a buscar empleo en bares y restaurantes, esta vez para obtener un trabajo a tiempo parcial en el West Bank Café, ubicado en el complejo Manhattan Plaza. Tras numerosas audiciones, en 1977 hizo su debut teatral en la producción off-Broadway (es decir, una obra llevada a cabo en Nueva York, pero independiente del concepto de Broadway) de Heaven and Earth. Después apareció en la obra Fool for Love, escrita por el guionista Sam Shepard, donde participó en más de un centenar de obras teatrales, así como en uno de los primeros anuncios comerciales de la empresa Levi's para promocionar su modelo 501 Blues de jeans.


Carrera
1980-1990

En 1980 ocurrió su debut en el cine al participar como un extra en la producción El primer pecado mortal, protagonizada por Frank Sinatra. Tiempo después, dejó la ciudad de Nueva York para irse a California, en donde participó en audiciones para programas televisivos. En noviembre de 1984, apareció en un episodio de la serie Miami Vice, titulado «No Exit», perteneciente a la primera temporada, donde interpretó el rol de Tony Amato, un traficante de armas. Asimismo, coincidentemente al hacer un viaje a Los Ángeles para participar en la película Desperately Seeking Susan, protagonizada por Madonna (si bien al final no resultó elegido), se involucró en el casting para el papel de David Addison Jr, uno de los personajes de Luz de luna (1985-1989), donde compitió contra un total de 3.000 actores que querían ese mismo rol. Dicho papel lo ayudó a consolidarse como un actor de comedia, y el programa llegó a un total de cinco temporadas. Debido al éxito del mismo, la compañía fabricante de bebidas alcohólicas Seagram lo contrató, junto con Sharon Stone, para promocionar en televisión sus productos Golden Wine Cooler. Aunque su nuevo empleo en dicha campaña publicitaria le valió un salario de entre 5 y 7 millones USD por los próximos dos años, determinó no renovar su contrato por un tercer año, puesto que había dejado de beber en 1988. En 1985, apareció asimismo en el capítulo «Shatterday», el primero de la nueva versión The Twilight Zone de la serie homónima de la década de 1950.18 Dos años después, en el fin de semana del día de los caídos de 1987, fue arrestado tras perturbar la paz y agredir a un oficial; no obstante, los cargos fueron retirados una vez que éste se disculpó con el policía. Algunas fuentes mencionan que esta fue la causa por la que Seagram lo despidió en realidad.

Uno de sus primeros roles estelares notables fue en la película Cita a ciegas (1987), dirigida por Blake Edwards y protagonizada también por los actores Kim Basinger y John Larroquette. Tras su estreno, el filme recaudó un total de 39.321.715 USD en territorio estadounidense, y de acuerdo a Variety: «[En Cita a ciegas], Bruce Willis abandona su personalidad televisiva de asaltante con tal de personificar a un analista financiero divertido, amable, trabajador y ambicioso en Los Ángeles. [...] El concepto del caos natural se desarrolla bien debido a la química en el trío principal de actores, Willis, Basinger y Larroquette». Edwards lo contrató nuevamente en su producción Asesinato en Beverly Hills (1988), para interpretar al vaquero y actor Tom Mix, sin embargo el resultado en taquilla fue rotundamente negativo, al recaudar únicamente 4,5 millones USD, si se considera que el presupuesto estimado para producirla fue de 16 millones USD. Igualmente, obtuvo malas críticas a nivel general; por ejemplo, Vicent Canby, de New York Times, mencionó: «Es una historia que se descifra por si sola, sin personajes, sin nada, ni siquiera con un punto de vista. Es un zombi». No fue entonces sino hasta su incorporación en la cinta Die Hard (1988) que Willis fue catapultado a la fama. Resulta destacable mencionar que él realizó sus propias escenas de riesgo en la película, y, tras su estreno, la cinta recaudó un total de 138.708.852 USD a nivel mundial, además de obtener excelentes críticas, que la catalogaron instantáneamente como una de las mejores películas de acción del cine contemporáneo. Lo anterior, puede evidenciarse en el sitio web Rotten Tomatoes, donde el 94% de las críticas son positivas, con lo que logra un promedio de 8,2/10 a nivel general.

Tras el éxito de Die Hard, obtuvo un papel secundario en el drama In Country, que se estrenó en septiembre de 1989, donde interpretó al veterano de la Guerra de Vietnam Emmett Smith. Dicha película se estrenó a nivel mundial en el Festival de cine de Toronto, al cual Willis asistió, y dedicó inclusive el debut de la misma a todos los veteranos canadienses de guerra que pelearon en Vietnam. La película recaudó un total de 3.531.971 en Estados Unidos y obtuvo buenas críticas tras su estreno, además de conseguir un rating de 82% en Rotten Tomatoes; Roger Ebert mencionó en su crítica: «La película es como una bomba de tiempo. Te sientas ahí, interesado, absorto, a veces entretenido, en otras emocionado, pero piensas en el fondo de tu mente sobre dónde irá a terminar la historia. Entonces, es cuando lo descubres». A su vez, USA Today elogió la actuación de Willis y comentó que su «actuación secundaria como el tío guardián solitario de Emily Lloyd es admirablemente escasa en exhibicionismo». Poco después prestó su voz para el bebe parlante de la película Mira quién habla (1989), la cual obtuvo ganancias estimadas en 296 999 813 USD a nivel mundial; en su crítica, Chris Willman, de Los Angeles Times, subrayó: «Filmes donde los animales, bebés o demás seres sin voz pueden decir en voz alta sus pensamientos pocas veces suelen funcionar, sin embargo parte de la fuerza de Mira quién habla yace en que Willis, como el esperma/feto/bebé, no siempre está hablando». Este mismo rol, lo repitió de nueva cuenta en la continuación Mira quién habla también (1990), la cual recaudó 47 789 074 USD en Estados Unidos, La película, a diferencia de su predecesora, fue enlistada como una de las diez peores películas del actor.

En 1987, Willis consiguió un éxito moderado al debutar como músico, y grabar un álbum de pop-blues, con la discográfica Motown, titulado The Return of Bruno, el cual incluyó el sencillo «Respect Yourself», que llegó a convertirse en un hit, además de ser promovido por una parodia al estilo «Spinal Tap», donde se mostraban escenas de él mismo cantando en eventos famosos, tales como el festival de Woodstock. Aun cuando sus siguientes grabaciones no lograron ser tan exitosas ni populares, regresó a los estudios de grabación en repetidas ocasiones. El 3 de octubre de 1989 lanzó su segundo álbum musical tipo blue eyed soul denominado If it don’t kill you, it just makes you stronger, el cual fue grabado nuevamente con Motown y contiene un repertorio de diez temas musicales. De acuerdo al sitio web Allmusic: «En lugar de intentar agradarle a todos, y crear proyectos de gran vanidad, Willis, uno de los muchos actores que decidieron probar la music world, ha decidido probar con la música que más le gusta, y ha conseguido un buen resultado en este segundo lanzamiento. Willis no es un tenor de ópera, pero posee un grito tipo blues potente (sin tomar en consideración su talento con la armónica) que amerita su atronadora presencia en mezclas generalmente estruendosas». Desde entonces, se ha apartado de los escenarios musicales para aparecer, de vez en cuando, en las inauguraciones de algunos restaurantes Planet Hollywood, mismas en las que ha interpretado parte de su repertorio.


1990-2000

A inicios de la década de 1990, su carrera como actor sufrió un breve declive al aparecer en flops54 como The Bonfire of the Vanities (basada en el libro homónimo escrito por el estadounidense Tom Wolfe; recaudó casi 15,7 millones USD, de un presupuesto total de 47 millones USD), una película coescrita por él y titulada Hudson Hawk (cuya trama combina teorías de conspiración, sociedades secretas, misterios históricos y tecnología extravagante tipo postcyberpunk; recaudó 17,2 millones USD y tuvo un presupuesto de 65 millones USD) Striking Distance (donde interpretó a un policía de Pittsburgh; estrenada en 1993, recaudó 24,1 millones USD), Mortal Thoughts (donde participó al lado de Demi Moore, quien para entonces ya era su esposa) y Billy Bathgate (dirigida por Robert Benton), entre otras. En 1990, se lanzó la continuación de Die Hard, donde Willis volvió a interpretar el rol del oficial John McClane. La película tuvo una recepción variada por parte de la crítica; por ejemplo, el sitio web Time Out elogió la actuación de Willis al comentar en su reseña: «nadie puede llevar el peso de una sola línea mejor que Willis. Además, él es inusual entre los hombres de acción de Hollywood, puesto que puede verse vulnerable al mismo tiempo que se ve invencible», mientras que el crítico Jonathan Rosenbaum, de Chicago Reader, declaró de forma tajante en su evaluación: «Si tu idea de pasar un buen rato es viendo mucha estupidez y personas desagradables que insultan y tratan de forma brutal a otras, entonces esta película te gustará». Die Hard recaudó poco más de 240 millones USD en todo el mundo, y contó con un presupuesto de 70 millones USD. Dos años después, participó en la producción Death Becomes Her, dirigida por Robert Zemeckis, donde interpretó el rol de un cirujano plástico. A pesar de las críticas variadas, obtuvo buenas recaudaciones tras su estreno, al ganar más de 149 millones USD.

Entre 1992 y 1994, participó en comerciales televisivos del automóvil Subaru Legacy, diseñado por la japonesa Subaru, misma que determinó lanzar un número limitado de modelos bajo el mote «Subaru Legacy Touring Bruce», en honor al actor. En ese período obtuvo un rol estelar, junto con la inglesa Jane March, en el thriller de carácter sexual Color of Night (1994) el cual, de acuerdo a la publicación Entertainment Weekly, a pesar de tener una mala recepción crítica tras su exhibición en cines, logró notabilidad al lanzarse en formato de video. Ese mismo año, consiguió un papel secundario en la cinta Pulp Fiction, película aclamada de Quentin Tarantino, con la que dio un nuevo estímulo a su trayectoria como actor, al interpretar el papel de Butch Coolidge. De acuerdo al periodista estadounidense Peter Bart: «al participar Willis en una película con presupuesto modesto, su salario iba a reducirse y, por lo tanto, también estaba en riesgo su estatus como actor, pero la estrategia... valió mucho la pena: Pulp Fiction no sólo le brindó un nuevo nivel de respeto a Willis como actor, sino que también le hizo ganar varios millones de dólares como resultado de su recaudación en taquilla». La apariencia y presencia física de Willis fueron aspectos cruciales para que Tarantino lo contratara: «Bruce tiene la apariencia de un actor de la década de 1950. No puedo pensar en ningún otro actor que posea ese look». Tras su estreno, recaudó casi 214 millones USD, cuando su presupuesto fue de tan sólo 8 millones USD. Adicionalmente, en 1996, fungió como productor ejecutivo de la serie animada Bruno the Kid, la cual es una representación de él mismo, y fue producida en formato CGI. En un total de 37 episodios, Willis dio voz a un niño de 11 años de edad, que se convierte en espía secreto de una organización llamada Globe.

Posteriormente, asumió los estelares en las cintas de ciencia-ficción Doce monos (1995) y El quinto elemento (1997). En la primera, dirigida por Terry Gilliam e inspirada en la adaptación francesa La Jetée (1962), interpreta a James Cole, un convicto que vive en un futuro post-apocalíptico siniestro. Gilliam, eligió a Willis para dicho rol al considerar que el actor evocaba la personalidad de Cole, como «alguien que es fuerte y peligroso, pero que también puede ser vulnerable». Tras su estreno, recaudó casi 170 millones USD a nivel mundial; el especialista en cine Roger Ebert mencionó en su crítica: «La película es una celebración de la locura y la perdición, con un héroe que trata de prevalecer contra el caos de su condición, y es inadecuado [...] Esta es una fría, oscura y desanimada versión, e inclusive el romance entre Willis y Madeleine Stowe se siente desesperado, más allá de jubiloso. Todo está muy bien hecho, y entre más conoces sobre las películas (especialmente, en el aspecto técnico), más estás dispuesto a admirarlas. Y como entretenimiento, la cinta apela más a la mente que a los sentidos».

Por otra parte, en El quinto elemento, dirigida por Luc Besson, Willis personifica a un taxista y ex-soldado de las «fuerzas especiales»; previo a su estreno en cines, inauguró el festival de Cannes de 1997. Recaudó un total de 263 millones USD a nivel mundial, tres veces por encima de su presupuesto estimado en 80 millones USD. Cabe señalarse que el 76% de sus ganancias fue proveniente de otros países distintos a Estados Unidos. A pesar de los anteriores éxitos de taquilla en los que se involucró el actor, para finales de la década su carrera comenzó a caer en otra depresión debido a que las siguientes películas en que participó fueron criticadas negativamente, como por ejemplo The Jackal, Mercury Rising y Breakfast of Champions, no obstante el filme Armageddon, dirigida por Michael Bay, se convirtió en la película más taquillera de 1998 a nivel mundial, a pesar de sus malas críticas —por ejemplo, Roger Ebert la enlistó como una de las películas más detestables que jamás haya visto, y añadió en su evaluación: «La película es un atentado a los ojos, los oídos, el cerebro, el sentido común y el deseo humano de un buen entretenimiento»—. Ese año también prestó su voz e imagen en el videojuego Apocalypse para la consola PlayStation. En 1999, protagonizó asimismo la cinta de M. Night Shyamalan, The Sixth Sense, donde interpretó el rol del psicólogo infantil Malcolm Crowe, y la cual obtuvo tanto una buena recaudación en taquillas como aclamación crítica, algo que ayudó de alguna forma a incrementar el interés en su carrera como actor. Entre 1999 y 2000, fungió como el portavoz de la compañía de gafas de sol Police y apareció en una serie de anuncios publicitarios impresos.


2000-2010

En 2000, Willis obtuvo un premio Emmy como «mejor actor invitado en una serie de comedia» por su participación en Friends (donde interpretó a uno de los novios de Rachel Green). Dicha actuación también le brindó una nominación en los premios American Comedy de 2001, en el rubro de «actor invitado más divertido en una serie de televisión», pero fue vencido por Christopher Walken y su aparición en Saturday Night Live, en 1975. Aunque en un inicio había sido elegido como Terry Benedict en Ocean's Eleven (2001), rechazó el papel con tal de trabajar en la composición de un nuevo álbum musical. Dicho compilatorio, Bruce Willis - The Universal Masters Collection, se lanzó el 3 de enero de 2000 y pertenece al género blues rock. Fue grabado con el sello discográfico Musicrama y contiene un total de 18 pistas, entre las cuales se incluyen dos versiones diferentes del hit «Respect Yourself». Más allá de un compilatorio original, The Universal Masters es una recopilación de los principales sencillos de sus dos anteriores producciones discográficas. A pesar de que esto le impidió participar en Ocean's Eleven, en la continuación de 2004 hace una aparición breve como él mismo. En 2007, apareció en la cinta Planet Terror, la primera de una doble presentación cinematográfica conocida como Grindhouse, donde interpreta al antagonista principal, el teniente Muldoon, el cual a su vez es un soldado mutante. Lo anterior, marcó su segunda colaboración con el cineasta Robert Rodriguez, después de Sin City. Tras su estreno, Planet Terror recaudó 10,8 millones USD a nivel mundial. De acuerdo al crítico Kevin Maher, de The Sunday Times: «Es un fascinante legado al cine de horror y una imbécil compensación para una determinada generación de seguidores obsesionados con los senos, las armas y el derramamiento de sangre».

Cabe añadirse que Willis asiste con frecuencia al programa televisivo The Late Show with David Letterman; desde su primera aparición, el 13 de septiembre de 1993, ha aparecido hasta en 21 emisiones distintas, mientras que su última intervención en el mismo ocurrió el 4 de octubre de 2010. En muchas de sus presentaciones, realiza bromas elaboradas, como por ejemplo vestir en algún momento un traje naranja luminiscente en honor de la exhibición «Las entradas» en 2005, aparecer con la mitad de su rostro repleta de heridas simuladas de bala tras una balacera suscitada en 2006, cuando el entonces vicepresidente estadounidense Dick Cheney le disparó accidentalmente al abogado Harry Whittington mientras éstos participaban en una cacería de codornices en un rancho de Texas, y ocupar el lugar del presentador David Letterman, que se hallaba enfermo, en la emisión transmitida el 26 de febrero de 2003, aun cuando se anunció que Willis era un invitado más. En otro instante, Willis intentó romper un récord al permanecer bajo el agua, en una especie de parodia de David Blaine, por solamente dos segundos. El 12 de abril de 2007 apareció de nueva cuenta en el programa, esta vez vistiendo una peluca reminiscente a Sanjaya Malakar. Meses después, el 25 de junio, reapareció vistiendo un mini aerogenerador atado a la cabeza, como parte de una broma hecha en torno a su documental ficticio titulado An Unappealing Hunch («Una corazonada poco atractiva», en alusión a la producción Una verdad incómoda). A finales de 2008, apareció en un breve clip de video (proyectado en pleno programa de Letterman) donde realizaba una parodia de la cinta High School Musical 3: Senior Year, mientras que, el 8 de junio de 2009, realizó una nueva aparición en el programa al interpretar, en forma de parodia, a uno de los nuevos empleados del programa. El 1 de febrero de 2010, realizó un segmento cómico donde aseguraba haber «inventado» un par de «pantalones explosivos»; al final, sus propios pantalones acabaron con dos agujeros justo debajo de los bolsillos delanteros. En su más reciente aparición, en octubre de 2010, usó nuevamente una peluca, sólo que esta vez la misma estaba hecha de carne, para realizar una parodia del vestido, la bolsa y el sombrero hechos con filetes de carne cruda que Lady Gaga usó en la entrega de los premios MTV Video Music 2010.

Cabe destacar también sus intervenciones en cuatro filmes al lado del también actor Samuel L. Jackson (Loaded Weapon 1, Pulp Fiction, Die Hard: With a Vengeance y El protegido), con quien tenía programado trabajar asimismo en Black Water Transit, aunque al final esto no se pudo concretar. Willis trabajó igualmente con su hija mayor, Rumer Glenn, en el thriller Hostage (2005), donde interpretó a un ex oficial de la unidad especial SWAT que es un negociador de rehenes, y la cual recaudó un total de 77,9 millones USD a nivel mundial. Joshua Tyler, del sitio web Cinema Blend, comentó en su análisis: «¿Necesitamos de nuevo al Bruce de la época de Die Hard? Mi respuesta visceral es no. Ya no es tan joven como alguna vez lo fue. En algún punto, como Silvester Stallone y Arnold Schwarzenegger, Willis va a tener que retirarse de esos roles de acción. También para entonces, tendrá demasiadas arrugas como para figurar como un héroe de acción creíble. De hecho, ya está cerca de eso». Cabe señalarse que en dicha cinta, su hija Rumer le pidió a su padre que le diera un rol en la película, con tal de interpretar específicamente a la hija secuestrada del protagonista. Sin embargo, en una entrevista concedida al diario Chicago Sun-Times, éste le dijo: «Cariño, no te voy a dar el papel así nada más, aún cuando soy uno de los productores de la película». Debido a ello, Rumer tuvo que hacer su propia audición, y al final resultó elegida. Dos años después, en 2007, apareció en el thriller Seduciendo a un extraño, al lado de Halle Berry, la cual recaudó poco más de 73 millones USD. Sin embargo, el filme obtuvo malas críticas; de acuerdo a la cadena E!: «Halle Berry y Bruce Willis tropiezan en este mal concebido thriller acerca de una periodista que investiga la muerte de una vieja amistad. Una contendiente segura para los premios de lo peor de este año».

Ese mismo año, participó en el drama criminal Alpha Dog, junto a Sharon Stone (donde interpretó al padre de un joven narcotraficante; tuvo ganancias estimadas en 32,1 millones USD a nivel mundial, mientras que la crítica consideró que las actuaciones tanto de Willis como de Stone habían sido «exageradas»), así como en Live Free or Die Hard, donde volvió a interpretar a John McClane. En el programa de televisión Ebert & Roeper, los críticos Richard Roeper y Katherine Tulich le dieron a la película una calificación regular; el primero mencionó al respecto: «No es la mejor entrega Die Hard ni la más emocionante, pero tiene mucha diversión», y señaló que era su continuación favorita de la original Die Hard, además de subrayar que Willis estaba «en el punto cumbre de su trayectoria como John McClane». La película recaudó un total de 383,5 millones USD a nivel mundial, y contó con un presupuesto de 110 millones USD. Recientemente, apareció en las cintas Algo pasa en Hollywood (2008) y Surrogates (2009). La primera, coprotagonizada por Robert De Niro y Sean Penn, recaudó casi 6,7 millones USD, mientras que la restante obtuvo ganancias por más de 120 millones USD durante su exhibición en cines. En Algo pasa en Hollywood, De Niro interpreta a un productor de cine de Hollywood y Willis se interpreta a sí mismo. Tras su estreno, obtuvo críticas variadas; en el sitio Rotten Tomatoes obtuvo un 52% de críticas positivas. Respecto a la actuación de Willis en Surrogates, Peter Cowell, del periódico Toronto Star, mencionó: «La imagen del póster promocional de la película de un Willis en tono gris y canoso es una advertencia de que Surrogates no se trata de otra actuación psíquica del actor [...] Aquí tiene una doble misión, tanto como un humano como un robot, y de hecho suda y se acerca al borde de las lágrimas».

Por otra parte, a pesar de que había sido convocado para interpretar al general estadounidense William R. Peers en la cinta Pinkville, un drama que iba a ser dirigido por Oliver Stone acerca de la investigación en torno a la matanza de Mỹ Lai (acontecida en 1968), este proyecto jamás logró concretarse debido a la huelga de guionistas en Hollywood de 2007-2008.

En 2008, participó en el álbum North Hollywood Shootout de la banda de rock Blues Traveler, al brindar una interpretación spoken word en un arreglo instrumental de tipo blues-rock, mismo que terminó incorporado en el sencillo «Free Willis (Ruminations from Behind Uncle Bob's Machine Shop)». A principios de 2009, intervino nuevamente en otra campaña publicitaria que tenía como fin promover el cambio de nombre de la aseguradora Norwich Union a Aviva.

En 2010 se estrenó la comedia Cop Out, la cual estelarizó junto a Tracy Morgan, dirigida por Kevin Smith, sobre dos policías que investigan el robo de una tarjeta de béisbol; Poco después, se le vio en el video musical de la canción «Stylo», de la banda Gorillaz. En marzo de 2010, dicho videoclip estableció un nuevo récord al ser visto 900 000 veces en su día de estreno en el sitio YouTube, con lo que se convirtió en el video musical promocional más exitoso de YouTube.

Ese mismo año, apareció brevemente en la película The Expendables junto con Sylvester Stallone y Arnold Schwarzenegger, trío de actores que guarda la peculiaridad de ser los copropietarios de la cadena de restaurantes Planet Hollywood, junto a algunos otros conocidos actores. Dicha intervención fue la primera vez que los mencionados aparecieron juntos en una misma película; a pesar de ser una escena breve, era una de las más anticipadas de la producción. La misma se filmó a finales de 2009, en el interior de una iglesia. Finalmente, su más reciente proyecto es Red, una adaptación de la miniserie de cómics homónima en la cual interpreta a Frank Moses; su estreno en Estados Unidos ocurrió el 15 de octubre de 2010.


2011

Un proyecto que el actor tiene programado protagonizar es la adaptación cinematográfica del videojuego Kane & Lynch: Dead Men. El 5 de mayo de 2010, se confirmó la producción de Die Hard 5, y Willis ha sido considerado para a interpretar una vez más al oficial John McClane.

Para el 2012, Willis participa en la continuación de The Expendables 2.


Vida privada

Willis conoció a la actriz Demi Moore durante el estreno de la película Procedimiento ilegal; para entonces, Moore salía con el actor Emilio Estévez, quien participó en dicha cinta. Aun así, el 21 de noviembre de 1987, Willis se casó con Moore y tuvieron tres hijas: Rumer Willis (n. 16 de agosto de 1988), Scout LaRue Willis (n. 20 de julio de 1991) y Tallulah Belle Willis (n. 3 de febrero de 1994). Finalmente, la pareja se divorció el 18 de octubre de 2000, sin ofrecer alguna razón pública por su ruptura. Sobre ello, él mencionó: «Me sentí como si hubiera fallado como padre y como esposo al no ser capaz de hacer que esto funcionara». Incluso agradeció al actor Will Smith haberle ayudado a lidiar con dicha problemática. Tras su separación, se esparcieron rumores de que ambos volverían a casarse, sin embargo Moore contrajo matrimonio con Ashton Kutcher, quince años menor que ella. Desde entonces, Willis ha mantenido una relación cercana tanto con Moore como con Kutcher, incluso asistiendo a su boda. En la actualidad, Moore y él comparten legalmente la custodia de sus hijas; Willis consideró a Kutcher como un miembro más de su «familia extendida».

Una vez concretado el trámite de divorcio, salió con las modelos María Bravo Rosado y Emily Sandberg; de igual forma, se comprometió con Brooke Burns, con quien terminó en 2004 tras meses de relación. El 21 de marzo de 2009 contrajo segundas nupcias con Emma Heming en las islas Turcas y Caicos, un evento al que asistieron sus tres hijas, Moore y Kutcher. Debido a que la ceremonia no fue legalmente vinculante, la pareja se casó de nuevo en una ceremonia civil llevada a cabo en Beverly Hills (California), tan sólo seis días después de la boda en las islas ya mencionadas; en declaraciones recientes, Willis ha expresado interés en tener más hijos.


Síguenos en Facebook.

Dale a me gusta y no te pierdas las biografías y curiosidades diarias que se publican en esCuriosity. ¡Muchas gracias!

Ayúdanos a seguir curioseando.

Con vuestros donativos podremos seguir compartiendo biografías y curiosidades. ¡Muchas gracias!


Otras Biografías